SHAME, cine tan mayúsculo que con el título tiene suficiente.

Publicado en por Attila

Se sienta en el Metro (NY City) mira a su alrededor mientras no ve nada que le interese. De repente sus ojos se fijan en una pelirroja que, muy bien vestida, da una nota de color a su gris vagón. Ella no se da cuenta de que la miran, pasan unos minutos y una mirada penetrante hace que se de la vuelta. Ante esa atenta mirada ella sonrie como sonrojada. Le gusta que la miren pero se siente intimidada, él no para de mirarla en un gesto casi hierático. Continúan sin  quitarse el ojo mientras ella se estruja las manos en su chaquetón fantaseando con la idea de algo sucio que él le debería de proponer ya mismo. Abre el metro y ya no está tan convencida... en la mano porta un anillo de compromiso que demuetra que no está sola en su vida. Él se emociona y se acerca por detrás, casi le roza la mano, salen del metro y ella se escapa, el se siente un tonto, se le ha escapado, no ha merecido la pena, bueno habrá que irse a descansar.

19869826.jpg-r_760_x-f_jpg-q_x-20111216_103045.jpg

Esta es la pequeña descripción de una de las primeras escenas de la película Shame (Steve McQueen). Una película apasionante, real, viva, deliciosa, buena, interesante, emocionante, chocante y conmovedora, pero sobre todo: triste.

 

Michael Fassbender es Bruno, un adicto al sexo que no sabe como salir del embrollo mientras se le complican las soluciones. Él vive de las mujeres y está obsesionado con ellas, forman parte de su vida de solterón guapo y bien pagado de la gran manzana. Toda su vida se tambalea cuando su hermana (no deseada por él) vuelve a aparecer en su vida: se mete dentro de ella, la destruye y además hace que se replantee si es buena o nociva para su salud (ella es Carey Mulligan).

shame-film.jpg

Después de esta información dada no creo que se pueda dudar ante la decisión: ¿voy al cine o no? Nadie se va a avergonzar de haber ido a ver esta obra de arte porque luego lo va a agradecer, no solo ante la noche de los Oscar (muy atendida por nuestro público y que por primera vez voy a ver desde el lado americano, 25 de Febrero) sino porque la actución de Fassbender es lo mejor que he visto en años. Decían las buenas bocas que Mulligan era buena pero a mi me ha parecido un personaje notable pero mal llevado a cabo por parte de la actriz.

 

Esta película no es solamente un testimonio de las enfermedades de una familia (mentales en este caso) y de la obsesión por algo tan banal como el sexo sino que es un testamento de la vida diaria de un hombre de mediana edad y trabajo en NY. Es una pincelada sutil de los bienes y males de la gran ciudad, de los restaurantes mas modernos y de las zonas más bajas y oscuras de la capital del mundo americano y por ende del mundo occidental.

segundo-trailer-8216-shame-8217_1_974368.jpg

Gracias a Shame Mcqueen ha demostrado ser, aunque no le hiciese falta, un director sublime y que sabe escoger a los fotógrafos, a los montadores, a los actores y a los estilistas. Se ha sabido escoger hast a él mismo.

 

Por favor, solo os pido que no os perdáis la primera escena y, sobre todo, la fotografía... sin olvidar las escenas mas fuertes acompañadas de una excelente música clásica... la verdad es que le da mucho más interés. Gracias.


 
Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:
Comentar este post